¿Cómo aumentar mi fe? parte 3

Pueda que te encuentras pasando una enfermedad que no esperabas, o a lo mejor un amigo o familiar tuyo esta pasando por una enfermedad dura que les ha hecho creer que será fatal, es allí donde nuestra fe debe activarse para creer que Dios puede sanarlos o hacer un milagro maravilloso si así fuese su voluntad.

Es hora de aumentar nuestra fe, es decir, comenzar a creer sin dudar acerca de lo que Dios puede hacer en nuestra vida, es hora de creer que Dios puede otorgarnos ese empleo que tanto estamos deseando.

Es hora de creer que Dios puede darnos a esa persona especial para que sea tu compañero o compañera de travesía en esta vida, es hora de creer que podemos alcanzar más cosas de las que nuestra mente piensa.

Es hora de creer que somos importantes para Dios y que nuestras peticiones están a la distancia de la fe, esa fe que nos lleva a creer que las cosas van a pasar si o si, y las cuales Dios quiere hacer siempre y cuando estén bajo su voluntad y en su tiempo perfecto.

Hoy te invito a buscar cada día más de Dios, a orar cada día, a leer su Palabra porque ella aumentará nuestra fe.

Al ver lo que Dios hizo con aquellos hombres y mujeres que le creyeron y de quienes se encuentras sus historias en la Biblia, hombres y mujeres que confiaron en Él, entre más nos llenemos de su presencia, y más aprendamos de su Palabra, más fortalecida estará nuestra fe.

Todos somos capaces de aumentar nuestra fe, primero: Orando y leyendo la Palabra de Dios, y segundo a través de las experiencias que nos otorgan las diferentes situaciones que nos tocan enfrentar. Creámosle a Dios, porque cuando le creemos, Él nos responde.

La fe en Dios nos llevará a ver milagros sorprendentes en nuestras vidas.

“Los apóstoles le dijeron al Señor: —Muéstranos cómo aumentar nuestra fe. El Señor respondió: —Si tuvieran fe, aunque fuera tan pequeña como una semilla de mostaza, podrían decirle a este árbol: “Desarráigate y échate al mar”, ¡y les obedecería!”

Lucas 17:5-6

¿Qué Opinas?

Comentarios