¿Cómo arrepentirnos ante Dios?

La Biblia dice que David fue un hombre de acuerdo al corazón de Dios. Fue un hombre humilde,amoroso, fiel, buen guerrero, sincero, honesto, etc. Pero un hombre que también fallo y que cometió una serie de pecados horrorosos ante los ojos de Dios, fue un hombre que fornico, adultero y además mato a un inocente.229606_577875245580713_172467585_n

Si aplicçaremos la ley de ese tiempo, David tendrá que haber muerto apedreado por haber hecho todo eso.  Pero el rey David fue sansato y demasiado honesto para reconocer su pecado delante de Dios, y supo arrepentirse a tiempo y pedir perdón de la manera correcta.  Hoy aprenderemos como es que debemos arrepentirnos ante Dios para poder alcanzar su misericordia…

1- Pidamos que Dios nos limpie completamente:  Cuando el profeta Natan confronto a David por su pecado, este reconoció que había cometido un acto vergonzoso delante del Señor y buscó su misericordia, pidió misericordia y que Dios lo limpiara completamente de su pecado: Ten piedad de mí, oh Dios, conforme a tu misericordia; conforme a la multitud de tus piedades borra mis rebeliones.  Lávame más y más de mi maldad, límpiame de mi pecado:

(Salmos 51:1-2) A Dios le interesa nuestra pureza espiritual y conforme a su misericordia el siempre está dispuesto a perdonarnos y limpiarnos. Reconocer nuestra suciedad de pecado no es malo, pidamos hoy al Señor con un corazón sincero que nos limpie, que salga de lo más profundo de nuestro interior esa confesión genuina.

2-REconozcamos Nuestro Pecado.  Aceptar nuestra responsabilidad como pecadores no siempre es fácil, porque casi siempre nos escudamos o tratamo de excusarnos con otras cosas o personad.  David fue sensato y humilde en aceptar su culpabilidad y reconoció su pecado, y he hecho lo malo delante de tus ojos; para que sean reconocido justo en tu palabra, y tendio por puro en tu juicio.  (Salmos 51:3-4) Entender que nuestro pecado ofende a Dios no siempre será fácil por la verguenza que este causa en la vida nuestra.  El primer paso a la verdadera penitenes este: reconocer justamente que hemos ofendido a Dios con nuestro actos, este es uno de los pasos importantes para arrepentirnos verdaderamente delane del Señor.

3- Aceptemos nuestra condición había pecado: He aquí, en maldad he sido formado, y en pecado me concibió mi madre.  He aquí tu amas la verdad en lo íntimo, y en lo secreto me has hecho comprender sabiduría.  Salmos 51:5-6) en lo más profundo de su interior David reconoció su condición pecaminosa, sabía que eso lo había llevado a ofender a Dios de una manera horrorosa.  El Alejarnos del Señor creyendo que somos buenos es una acción que nos corrompe aun más,  Lo más profundo del corazón tiene que ser purificado por el Señor y eso somos buenos es una acción que nos corrompe aun más.  Lo más profundo del corazón tiene que ser purificado por el Señor y eso se logra cuando aceptamos y reconocemos que como seres humanos ofendemos a Dios pero que podemos ser perdonados, limpiados y llenados de la bendita misericordia y perdón de Dios. Hno.Giovanni Barrera.

¿Qué Opinas?

Comentarios